El derecho a decidir

Publicado: 11 noviembre, 2013 de candijous en Coyuntura, Música, Videos
Etiquetas:, , , , ,
Anuncios
comentarios
  1. Tristramshander dice:

    Hoy se ve inocentón el video pero en los reaganianos 1985 el vocalista de TWISTED SISTER, Dee Snider, fue llamado a declarar por la supuesta violencia de la letra y el video de este clásico “We’re not gonna take it” en el Senado de EE.UU. a petición del infausto “PARENTS MUSIC RESOURCE CENTER (PMRC)”, chiringuto moralizante compuesto por (¡atención!: Mundo Bizarro como dirían Los Ramones) las mujeres de cinco políticos en activo por entonces: Tipper Gore mujer de Al Gore, Susan Baker de James Baker, Nancy Thurmond de Strom Thurmond, Pam Howar de Raymond Howar y Sally Nevius mujer de John Nevius.

    Estas BOCHORNOSAS PRÁCTICAS DE CENSURA vivieron otros momentos culminantes en:

    — La testificación de apoyo a Snider del mítico FRANK ZAPPA (1940-1993) en el mismo año de 1985 ante el Senado de los Estados Unidos, en el que también fue denunciado por esas esposas que esposan. Sin embargo, Frank Zappa argumentó sensatamente lo siguiente: “El PMRC es un disparate malintencionado que falla en su intento de beneficiar a los niños, INFRINGE LAS LIBERTADES DE LAS PERSONAS QUE NO SON NIÑOS, y puede mantener los juzgados llenos durante años interpretando y ejecutando los problemas inherentes a la propuesta”. En su disco “Frank Zappa Meets the Mothers of Prevention” (1985), el propio Frank Zappa simultaneó la obligatoria etiqueta que le endosaba el PMRC advirtiendo del contenido inapropiado de sus letras para los menores (etiqueta “¡Warning! Parental Advisory: Explicit Content”) con otra contra-etiqueta más aguda y adulta que añadía: “¡Cuidado! ESTE ÁLBUM CONTIENE MATERIAL QUE UNA SOCIEDAD VERDADERAMENTE LIBRE NUNCA TEMERÍA NI SUPRIMIRÍA. En algunas zonas socialmente retrasadas, fanáticos religiosos y organizaciones políticas ultraconservadoras han vulnerado nuestros derechos de la Primera Enmienda al intentar censurar discos de rock & roll. Creemos que esta práctica es anticonstitucional y antiestadounidense. El lenguaje y conceptos contenidos aquí garantizan no causar tormento en el sitio donde el tío de los cuernos y tridente lleva sus asuntos. Esta garantía es tan real como la de los fundamentalistas que atacan la música rock EN SU VANO INTENTO DE TRANSFORMAR AMÉRICA EN UNA NACIÓN DE ESTÚPIDOS EN EL NOMBRE DE JESUCRISTO”. Como resultado de todo este disparate Frank Zappa publicó posteriormente el muy crítico disco “Broadway the Hard Way” (1988) e incluso anunció su candidatura independiente a las elecciones presidenciales de 1992, finalmente truncada por su repentino y avanzado cáncer. (Más Frank Zappa en https://lpedeuda.wordpress.com/2013/01/14/cocaine-decisions/).

    — El juicio de Nevada (EE.UU.) en el año 1989-90 en el que se acusó al grupo heavymetalero británico JUDAS PRIEST del suicidio por arma de fuego de dos jóvenes (Belknap, de 18 años, fallecido automáticamente, y Vance de 20, fallecido tres años después de varias operaciones en su cara horriblemente deformada por el disparo) por los supuestos oscuros mensajes ocultos en el tema “Heroes end” de su disco “Stained class” (1978). Finalmente fueron absueltos penalmente ya que, sin entrar a fondo en su contenido, se determinó que las letras estaban protegidas por la libertad de expresión que establece la Primera Enmienda de la Constitución de los EE.UU., tal y como sostenía Frank Zappa.

  2. Coyuntural dice:

    Derecho a decidir… ¿qué es lo que?… Al hilo de https://lpedeuda.wordpress.com/2013/02/02/nacionalistas-sin-fronteras/ se puede decir que “decidir” es un verbo transitivo por lo que para ser feliz el manido verbo necesita un objeto que lo referencie. Por ejemplo, “decidir no ser madre ahora”, “decidir votar en un pseudo-referéndum de independencia” o “decidir ser un auténtico heavy de pantalón ajustado leopardado”. Además, en el “decidir” no importa si al final se hace lo que se decide o simplemente se decide algo y no se hace; la acción de decidir es independiente de la de hacer y, al igual que se puede decidir sin hacer, se puede hacer sin decidir. Tampoco importa mucho si ese derecho (a decidir) se ejerce libremente (resolviendo entre todas las alternativas posibles), condicionadamente (resolviendo entre dos o tres de todas las alternativas posibles) o cautivamente (resolviendo una sola de las alternativas posibles).

    El derecho a decidir algo sobre lo que tengamos capacidad de decisión es algo básico, pero el derecho a decidir por decidir es auto-referencial y no puede ser un mojón político por sí mismo. Además, sin objeto claro, se podría reivindicar el “derecho a decidir no decidir” de tal modo que, en el caso en el que ejerciera ese derecho no lo ejerceríamos, mientras que sí lo estaríamos ejerciendo de hecho en el caso de no ejercerlo.

no lo pienses más, escribe aquí tu comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s