Posts etiquetados ‘Emprendedores’

Emprendeitors

Publicado: 24 febrero, 2013 de RDF en Coyuntura, Pajas mentales
Etiquetas:, , , ,

Sensible a las necesidades del pueblo, nuestro sabio y siempre prudente gobierno vuelve a vender humo anunciando nuevas medidas de apoyo para los emprendedores.

Y es que el espíritu emprededor y su hermana la cultura del esfuerzo son hijos del mismo padre, El Tinglado. No es más que una visión alienante, individualista y competitiva de un trabajo, que según tus amos, te dignifica, y según dios, te ayuda si madrugas, entre otras coplas y refranes enemigos de lo humano. Por ello dicho espíritu es, a día de hoy, obligado seminario, curso o forum en cualquier universidad o escuela de futuros pringados.

EmprendeitorPero la cuestión es, ¿existen los emprendedores? ¿Alguién ha visto alguno? Los miedos de comunicación parece que si, ya que nos enseñan a diario un emprendedor que nos sirva de ejemplo y estímulo. No es tarea fácil amplificar algo que apenas existe, pero es la misma estrategia utilizada el día de la tontería de navidad, donde parece que le ha tocado a todo el mundo menos a ti, o cuando te hacen creer que todas las tías están buenas menos tu novia, o cuando nos muestran a un ciudadano del tercer mundo dando mil gracias porque pudo salir adelante con el leonino microcrédito del pérfido Yumus, del que quizá nos ocupemos en otro momento.

En definitiva, no es más que otra trampa para incautos, ya que no existe ni crédito, ni consumo, ni perras, pilares de nuestro sistema económico construido por dementes. Serás un lince en los negocios si fuiste compañero de clase de alguien a quien por alguna extraña razón vota la gente, y nada más, entonces se te abrirán las puertas del club de campo y entenderás el significado de la palabra forfait.

A día de hoy los únicos emprendedores son los que emprenden su huida al extranjero, en pos de ser explotados con la esperanza de una vida mejor.

Lagarde

Anuncios

La cultura del esfuerzo

Publicado: 11 febrero, 2013 de candijous en Pajas mentales
Etiquetas:, ,

La cultura del esfuerzo no es más que eslogan de la campaña mercadotécnica que pretende enmascarar las nuevas formas de explotación y al nuevo orden que nos está imponiendo salerosamente el capitalismo financiero a través de sus empleados que se multiplican por las democráticas instituciones que nos hemos dado. Consigna que se hermana con otras recurrentes sandeces como “esto lo arreglamos entre todos”, “hemos vivido por encima de nuestras posibilidades”, “emprendedor”, o “el trabajo fijo no es divertido”.

Pero, ¿qué ocurriría si todos nos remangáramos la camisa? Se produciría algo parecido a una huelga a la japonesa, un caos y una sobreproducción. Se multiplicarían los accidentes debido al estrés y frenesí laboral que atascaría nuestra ya maltrecha seguridad social. Se aceleraría todavía más la destrucción de nuestro sufrido planeta. La gente viviría para trabajar creyendo que van a heredar, pero no se puede recompensar a todo el mundo. ¿Qué haremos entonces con ese enorme ejercito de frustrados?

Además, ¿a quién se premiaría con el ascenso? ¿Al encargado de perecederos o a la de consumibles si ambos lo dan todo? Con seguridad, al de perecederos, que es primo de mi vecino, socio del Valencia y carece de útero.

Lagarde